El Parkinson Y La Biodescodificación

El Parkinson es un trastorno que con el tiempo conduce a una progresiva incapacidad, a consecuencia del daño ocasionado en las neuronas.

Adicional a esto, el Parkinson ocasiona cambios en las funciones cognitivas y en la capacidad de llevar a cabo funciones de la vida diaria.

Para conocer un poco más, hay que reconocer que el Parkinson tiene de trasfondo una serie de conflictos emocionales a lo largo de la vida y la biodescodificación nos puede ayudar a entender.

Conflictos a resolver:

Miedo a los juicios.

Necesidad de retención hacia alguien o algo.

Conflicto por terminar o acabar las cosas.

Deseo y/o ambición por controlar todo y a todos.

Miedo a la soledad y a la incapacidad de salir adelante solo.

Nuevo patrón mental:

Puedo confiar en la vida.

Suelto y me siento seguro.

No requiero apoyarme en cosas materiales.

Yo soy mi propio apoyo.

Confío en mi interior.

Regularmente, esta enfermedad se asocia con personas que tiene miedo a no retener algo o a alguien, razón por la cual, se inicia en ambas manos.

Los pacientes con Parkinson generalmente son personas reprimidas, que ocultan sus temores y su sensibilidad.

Su anhelo por controlarlo todo ha llegado al tope y el cuerpo le manifiesta que no puede llevarlo a cabo. La tensión creada para ocultar todo lo que ha sentido el paciente ha cansado al sistema nervioso.

Créditos de Revista Coemag

Deja un comentario